Casa de Tàpia

Vivienda Unifamiliar de tapial en Bellcaire d'Urgell.

FOTOS

DESCRIPCIÓN

El encargo de Manel se resume en la siguiente frase: “Quiero una casa de tierra”.

En una parcela con una topografía llana, proyectamos una vivienda unifamiliar de bioarquitectura de una sola planta con dos habitaciones, un baño, un garaje, un gran salón-comedor y una cocina abierta. El criterio constante, que nos acompañó durante el diseño y la ejecución de la obra, fue el uso de materiales naturales y estrategias sostenibles.

Toda la estructura de la construcción es de tierra (muros de tapia de 60cm), que descansa sobre cimientos ciclópeos de cal armados con bambú, y madera (cubierta tipo sándwich con aislamiento de celulosa en el interior). Las carpinterías son de madera maciza con vidrio doble y cámara de aire. La combinación de estos materiales, permitió obtener un gran rendimiento a nivel de eficiencia energética gracias a la inercia térmica de los muros de tierra y al gran aislamiento del resto de materiales. Todo el pavimento se realizó con cal enlucida y pulida obteniendo un pavimento continuo en toda la vivienda. La madera se trató con lasures naturales preservando la transpirabilidad del material y todos los muros de tapial se protegieron con silicato para evitar el desprendimiento de la tierra. El baño se realizó con la técnica tradicional marroquí “Tadelakt” obteniendo superficies totalmente lisas e impermeables mediante el mismo material natural. La cubierta se calculó para soportar el peso de tierras y vegetación las cuales actúan como aislamiento y acústico y dan una imagen de integración con la vegetación del propio jardín de la casa.

A nivel de instalaciones, se diseñó un sistema de geotermia con sondas enterradas hasta 90m, las cuales aprovechan la temperatura constante de la tierra para aportarla a la producción de agua caliente sanitaria y al sistema de calefacción radiante instalada bajo el pavimento de cal. La suma de todas estas estrategias sostenibles permitió obtener una certificación energética “B” de todo el edificio.

Gracias al uso y combinación de estos materiales de bioconstrucción, se logró una arquitectura orgánica con ambiente interior cálido y acogedor. El uso de materiales naturales en todos los elementos de la construcción permitió crear una sensación de confort y de ambiente saludable para todas las personas que visitan esta casa ecológica y sostenible.